Fábrica de Viviendas de Madera, para seguir agregando valor al árbol

Fábrica de viviendas

La iniciativa que está dando sus primeros pasos se instalará en el Parque Industrial de la Ciudad de Posadas, en un predio de alrededor de 2 hectáreas, y con una inversión del sector privado estimada de 160 millones de pesos.

El presidente de APICOFOM, Pedro López Vinader, brindó detalles de los principales lineamientos del proyecto que representa una inversión millonaria de parte del sector privado y un motivo de orgullo para toda la región.

Pedro López Vinader“Tendría una producción estimada en más de 5.000 viviendas al año, generará un gran impacto positivo en toda la cadena de valor de la madera y asegurará muchos nuevos puestos de trabajo calificado”, comienza explicando sobre este emprendimiento, para agregar además que “venimos desde hace tiempo trabajando en el proyecto, y para llevarlo adelante se contará con capitales privados, de socios de APICOFOM, y de parte del Estado provincial contaremos con un convenio marco para la construcción de 60.000 viviendas”.

“Esta es sin dudas -explicó- una iniciativa que implica un gran esfuerzo de parte del sector foresto industrial, pero tenemos la capacidad de producir ya viviendas industrializadas con madera como aporte para mitigar el déficit habitacional tanto de Argentina como de la provincia de Misiones”.

El proyecto

La fábrica de viviendas industrializadas de madera será totalmente automatizada, lo que permite garantizar una nueva mejora en la calidad de la producción, y está prevista construirla en el Parque Industrial Posadas por varias ventajas.

IMG-20170710-WA0051

“Por un lado, la cercanía de la infraestructura del barrio Itaembé Guazú, pero además -agrega López Vinader- por los buenos accesos con que cuenta ese espacio, la preparación que tiene para recibir inversiones de esta envergadura, la posibilidad de ampliación y recepción de nuevos emprendimientos relacionados a la provisión de insumos y servicios, y el puerto, algún fundamental a la hora de pensar en potenciales exportaciones”.

En cuanto a la producción en sí, explicó que en esa fábrica “se podrán hacer varios tipos de viviendas, desde las más accesibles hasta viviendas para countries, de forma de poder cubrir toda la demanda que se pueda generar, más aun teniendo en cuenta que ahora el Banco de la Nación Argentina aprobó la posibilidad de hipotecar viviendas con madera, un aspecto determinante de cara a la solicitud de créditos para esos fines”.

También resaltó el presidente de APICOFOM el efecto positivo que tendrá esta iniciativa en la amplia cadena de valor de la foresto industria.

Cabreadas

“Añadimos a este proyecto el concepto de ‘casa parte’, un mecanismo a través del cual los socios que participen de la iniciativa podrán proveer elementos de la casa, como aberturas, frente inglés, estructuras, cabreadas, cenefas, zócalos, molduras, etc.; y dado que se producirán diferentes modelos, la posibilidad de integrarse será muy amplia”.

La Foresto industria puede seguir dando respuestas

Una problemática de vieja data y fuerte impacto en la actualidad es la del déficit habitacional en todo el país. Misiones viene aplicando desde hace varios años una política que representó en su inicio una fuerte apuesta y hoy es una palpable realidad.

La promoción de las viviendas industrializadas de madera en los programas habitacionales dio buenos resultados y se fue instalando como una opción preponderante a la hora de dar soluciones rápidas y efectivas. Esta modalidad se fue ampliando a la construcción de escuelas con similares conclusiones.

IMG-20170710-WA0053

Por eso, el proyecto de una fábrica de viviendas con las características citadas, la importante inversión de riesgo de parte del sector privado y la visión de futuro que esta propuesta representa, vuelve a poner de manifiesto el compromiso de la foresto industria con el desarrollo de la economía regional, a pesar del complejo momento que se atraviesa en estos tiempos.

Estas expectativas se inscriben además en el reciente encuentro del sector foresto industrial con funcionarios nacionales (ver “Sumar madera en…”), con el objetivo de incentivar la construcción con madera. “La idea es que el 10 por ciento de los planes de viviendas que financie Nación -a través de la Subsecretaría de Vivienda- sean de y con madera, y como ellos piensan construir unas 80.000 al año, la cifra de 8.000 es muy buena”.

Otra herramienta para promocionar el uso de madera es la inclusión de esa práctica como materia en las currículas de las escuelas técnicas y universidades específicas.

Cabreadas

“Con este importante emprendimiento vamos a dar un paso diferencial en el sistema constructivo, mejorando la calidad de nuestros productos, teniendo muchos más controles y llevando a prácticamente cero el margen de error”.

Sumar madera en los planes nacionales de vivienda

Más adelante, Pedro López Vinader se refirió al encuentro de la “Mesa nacional de uso de madera en la construcción” que se realizó en Buenos Aires, y que contó con la presencia del Ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, y de los representantes de la Federación Argentina de la Industria Maderera y Afines (FAIMA).

“Sacamos una buena impresión” sostuvo López Vinader sobre esa reunión, de la que destacó además que “por primera vez el sector participó a nivel nacional discutiendo con peso las políticas sectoriales, y es muy importante, porque se da después de que Nación recorrió las obras realizadas en Misiones y se llevaron una buena imagen”.

“Reconocen -aseguró- todo lo que hizo, tanto la política foresto industrial y habitacional de Misiones como la forma que respondió el sector. Mostramos que durante este tiempo tuvimos la capacidad de ir ajustando los convenios para mejorar las calidades y los tiempos de entrega, y la ampliación de los convenios para ir sumando más madera, como fue pasando con la incorporación de cabreadas, por ejemplo”.

“Todo eso -aseguró- se puede dar gracias a la continuidad de tantos años de trabajo, algo muy necesario para realizar inversiones en maquinarias y capacitación de nuestros recursos humanos”

El encuentro

En ese evento, que se desarrolló en Casa Rosada, el Ministro nacional adelantó el envío de “un modelo de acuerdo en el que se propone incluir un 10 por ciento de viviendas de madera dentro de los planes habitacionales sociales que financie el Estado nacional”, y que “a través del Banco Nación habrá líneas de crédito para el financiamiento tanto de compra como construcción de viviendas de madera”.

Iván Kerr‏ Mesa Sectorial de la Construcción de Madera

Reconoció Frigerio -según se indicó desde FAIMA- la “importancia de la cadena foresto industrial como un sector que puede aportar al desafío de la vivienda en Argentina y, a la vez, tener un impacto multiplicador en las economías regionales”.

Se espera el envío de ese borrador y el inicio de los trabajos de análisis de los aspectos técnicos, del que participarán las Cámaras que componen FAIMA, para tratar de concretar su firma y ejecución.

Participaron además del Ministro Rogelio Frigerio, la Subsecretaria de Desarrollo Foresto Industrial, Lucrecia Santinoni, el Presidente del INTI, Javier Ibáñez, el Subsecretario de Desarrollo Urbano y Vivienda, Ivan Kerr, entre otros; mientras que por parte de FAIMA estuvieron su Presidente, Rodolfo Martín, el Secretario General, Pedro Reyna, el Vicepresidente segundo y representante de APICOFOM, Christian Lamiaux, el titular de AMAYADAP, Cristian Gruber, y el Director Ejecutivo de FAIMA, Lic. Leandro Mora Alfonsín.

El Estado misionero respalda la problemática foresto industrial

Diversos estamentos gubernamentales compartieron la preocupación y las políticas proactivas que lleva adelante el sector maderero provincial. La notoria caída de la demanda interna, la falta de mercados externos y el incremento de importaciones que afectaron la producción local, motivaron la necesidad de poner en marcha iniciativas que impulsen una reactivación, y con ese objetivo se fueron sucediendo numerosas reuniones con organismos del plano nacional y hasta proyectos que se presentaron en el Congreso Nacional.

Uno de esos encuentros fue el que se realizó en la Comisión de Economías Regionales del Senado de la Nación, donde representantes del sector privado, el Ministro de Industria de Misiones, Luis Lichowski, y la legisladora Sandra Giménez, expusieron detalles de la realidad sectorial e impulsaron un mayor consumo de madera en la obra pública de todo el país.

Sandra Senado Fachinello

En ese contexto, se alertó sobre la pérdida de puestos de trabajo y la necesidad de revitalizar este segmento de la economía que representa para la provincia de Misiones una cuota significativa de sus ingresos fiscales.

FAIMA destacó el presente y el potencial del sector

“La cadena de valor foresto industrial de nuestro país tiene la capacidad de ofrecer soluciones competitivamente económicas, eficientes, sustentables y de calidad a los desafíos que Argentina enfrenta en materia de déficits habitacionales y de infraestructura. En adición a esto, el uso de madera en la construcción asegura dos ventajas estratégicas alineadas al desarrollo económico. En primer lugar, es un vector clave para favorecer el desarrollo de economías regionales postergadas, creando empleo y valor agregado en las regiones y para las regiones. En segundo término, es una opción sustentable, sostenible y de menor consumo energético”.

“Ante oportunidades de demanda previsible, el sector cuenta con proveedores capaces de brindar soluciones y un potencial de desarrollo de negocios muy rico a nivel regional a través de encadenamientos dentro de la cadena de valor. En este sentido, es necesaria la instrumentación de medidas que contemplen facilidades para la participación de PyMEs locales en planes de obra pública, ya sea en aspectos financieros como de cupos para favorecer el desarrollo de proveedores locales”.

Fuente: FAIMA

 

c la revista de apicofom