FAIMA presentó resultados del relevamiento del Observatorio de la Industria de la Madera y el Mueble

DSC_0214De acuerdo al informe, en 2016 el nivel de producción de la cadena de valor foresto industrial mostró una contracción del 10,2% interanual, y de alrededor del 25 % en lo que respecta a las ventas. Preocupación ante el futuro: el 80% de las empresas encuestadas no espera una recuperación del nivel de producción, y muchas muestran intenciones de ralentizar sus decisiones de inversión.

En el resumen difundido por FAIMA (se puede acceder a todos los datos en el sitio web de la entidad) se detalla que la merma del nivel de producción “se explica por una caída en la producción de muebles del 10,5% y un retroceso en madera aserrada y sus subproductos del 10%”.

En cuanto a la disminución de ventas -en torno al 25%- se indica que “las vinculadas a la madera aserrada y sus subproductos (de mayor sensibilidad al freno de la actividad de construcción) se contrajeron 26,3%, mientras que las de muebles (condicionadas por la baja del consumo minorista) lo hicieron en un 24,2%”.

DSC_0428

“A la baja en ventas y producción -se afirma en este estudio- la acompañó un aumento de costos que condicionó los márgenes de rentabilidad del sector en 2016. Este escenario ralentiza las decisiones de inversión de las empresas de la cadena. Sin embargo, dado el carácter mano de obra intensivo de la producción foresto industrial, la mayoría de las empresas no han mostrado cambios en su dotación de personal”.

En cuanto a la actualidad del comercio exterior, se detalla que “en 2016 las importaciones de madera y sus subproductos crecieron 4,6% en cantidades, mientras que las de muebles lo hicieron en un 18,2% (descontando piezas y partes, el incremento fue de 24,9%)”, destacándose especialmente los incrementos de las partidas relacionadas a partes de muebles y asientos; cajones y cajas de madera y muebles de dormitorio”.

Cuadro I Cuadro II Cuadro III

c la revista de apicofom